Actualmente los sistemas oscilantes de las ventanas se utilizan principalmente en las ventanas de PVC , aunque cada día son más las ventanas de aluminio que lo incorporan. Las ventanas oscilobatientes suelen traer un mecanismo de falsa maniobra; esta pieza se encarga de que la manivela no se pueda mover mientras la ventana esté abierta. Esto es posible gracias a un péndulo, situado en la parte superior de la hoja. Con él, prevenimos que la ventana pase de abatible a oscilobatiente o viceversa, evitando así que se descuelgue. La función del péndulo es la de evitar que la maneta o manivela se pueda mover con la ventana abierta y evitando así que la ventana pase de abatible a oscilobatiente, provocando que la hoja se descuelgue de su marco. Este es el mayor problema de las ventanas oscilobatientes, el descuelgue de la hoja. 

¿Porqué se produce el descuelgue?

Puede ser porque accionamos la manivela sin que la hoja esté totalmente cerrada, aunque parezca que lo está. Incluso puede darse el caso de que el mecanismo permita hacer el giro de la manivela y que el movimiento se haga muy deprisa, sin empujar la hoja contra el marco para que todas las piezas del sistema encajen en sus correspondientes espacios.

La solución en estos casos pasa por desbloquear el mecanismo de la falsa maniobra con la mano (péndulo), engañando así a la ventana, cómo si esta estuviese cerrada. Y a la vez, con la otra mano, girar la manivela hasta la posición horizontal (abierta).

 Para más información:

WEB: https://www.hausen.es/

Telf:  966965002

Mail: hausen@hausen.es

Translate »
error: ¡No se permite hacer clic con el ratón!